entrada1Al ver la mirada de zorra a esta alemana me imaginaba que follaría bien, así que me insinué y al final fue ella la que me invitó a ir a su casa a pasarlo bien. Así que me subí en su coche y pusimos rumbo a las puertas del paraíso sexual. Cuando la vi desnudarse no podía creer que estuviera además tan buena. Que culo por dios, y como me miraba mientras me la chupaba. Pero la muy guarra me engañó y no pude probar ese coñito tan rico. Tuve que conformarme con que me la chupara y poder correrme en esas tetas que me pusieron cachondo al instante en cuanto se quitó el sujetador.