entrada_146 Este vídeo lo grabe dos semanas antes de que a la muy puta la pillara en la cama con el que pensaba hasta el momento que era un amigo, entrando en la cocina para estrenar la cámara que había adquirido hacía poco y que me entro la curiosidad por ver si era capaz mi novia de disfrutar conmigo de un vídeo porno de los dos. Al principio haciendo la comida no hizo mucho caso, pero finalmente termino por desnudarse dejando a la vista su delicioso coño depilado y unas tetas de considerable tamaño. La follada fue tan intensa y salvaje que me permitió hasta practicar sexo anal con ella, descubriendo una faceta sexual de mi novia que no había visto hasta la fecha y que no disfrute mucho, ya que dos semanas después la muy guarra ya se estaba comiendo otra polla.